post

Marc Riera debuta en Rugby Europe

La pasada semana nuestro compañero Marc Riera debutó como internacional en el Campeonato de Europa Sub 18 Grupos C1 y C2 que se disputó en Andorra.
Otra gran noticia ya que con esta designación sumamos compañeros a la parcela internacional, símbolo de la confianza que depositan en el arbitraje español tanto Rugby Europe como World Rugby.
Estamos seguros que esta será la primera de muchas para Marc. ¡FELICIDADES!
Marc nos deja sus impresiones:
“Formamos el grupo arbitral 5 árbitros, hubo una baja de última hora de un compañero georgiano. Los otros componentes  eran Matt Sandell, de Suiza, Remi Chastrusse, Thomas Chereque y Vincent Choidi de Francia. Nos asistió Juan, compañero andorrano, que nos hecho un cable para las tareas de 5º árbitro.

La jornada consistía en cinco partidos, tres del grupo C1 y dos del C2. Todos de 35 minutos de duración en total. Arbitrábamos uno, dos como asistentes, uno de 4º árbitro y uno de descanso siempre antes de pitar el designado.
Grupo C1: Croacia, Dinamarca, Serbia, Hungria, Moldavia y Andorra
Grupo C2: Bulgaria, Bosnia, Israel, Malta, Eslovaquia.
He arbitrado los siguientes partidos:
Grupo C1: Croacia – Andorra
Grupo C2: Bosnia – Eslovaquia, Bulgaria – Malta, Bosnia – Malta
 El último día causé baja por gastroenteritis, teniéndome que quedar todo el día y noche en la habitación. Otro árbitro se vio afectado, al igual que algunos jugadores de distintas selecciones.
Valoración sobre el debut:
El Croacia – Andorra fue el primero que pité y el único partido con “cara y ojos” que tuve. Fue el debut en el torneo, un partido entre el recién descendido del grupo B y la selección anfitriona que ascendió el año anterior. Buen ambiente en la grada a a diferencia de los otros partidos y jugado con intensidad por los dos equipos. El resultado final fue de empate a 13.
 A nivel personal, ha sido una semana muy difícil para mí. He tenido muchos problemas para descansar, estaba sobreexcitado y no he podido dormir bien ningún día. No he gestionado bien mi estrés generado por las ganas de hacerlo bien y por afrontar un reto nuevo desconocido.
Pero de todo se aprende y lo que no te mata te hace mas fuerte. Busco los puntos positivos y también encuentro algunos. Han sido para mi 4 días con 6 horas de rugby al día en el campo y aunque cargado de piernas, he podido aguantar sin lesiones musculares. A nivel de contacto humano me quedo con el arropo de los compañeros árbitros y la gente de la organización andorrana y amigos conocidos allí que muestran el espíritu del rugby de solidaridad y apoyo ante cualquier situación”